Seleccionar página

Oratoria y liderazgo

¿Hablas en público o conectas con tu público?

Desarrolla la mentalidad, la técnica y la expresividad para conectar con tu audiencia.

Cómo aprender a hablar en público mientras haces turismo

Cómo aprender a hablar en público mientras haces turismo

Recuerda tus últimas vacaciones. O piensa en las próximas. ¿Eres de esas personas a las que les gusta conocer los sitios a su aire, o prefieres que alguien te cuente lo más importante? En uno u otro caso, ¿te has fijado en que los buenos guías turísticos son siempre excelentes comunicadores? Hoy vamos a repasar las tres claves con las que consiguen capturar nuestra atención, para que tú también puedas incorporarlas a tu kit de habilidades profesionales.

leer más
¿Es buena idea reciclar tus presentaciones?

¿Es buena idea reciclar tus presentaciones?

Imagina la situación. Dedicas todo el tiempo necesario a preparar tu discurso. Los argumentos son equilibrados. Las historias y los ejemplos encajan como las piezas de un buen puzle. Todos los puntos quedan conectados. Practicas la exposición hasta que fluye con tanta naturalidad como si estuvieras improvisando. Llega el gran momento y ¡el discurso te queda redondo! Un éxito para ti, ¡palmadita en la espalda! Qué lástima que no puedas reutilizar todo ese esfuerzo… ¿O sí puedes?

leer más
El peligro de no ver más allá de la elocuencia

El peligro de no ver más allá de la elocuencia

¿Puede haber en el mundo algo más espantoso que la elocuencia de un hombre que no habla la verdad? Esta frase tan rotunda se la debemos a Thomas Carlyle, un brillante intelectual británico del siglo XVIII, que nos recuerda algo esencial: la elocuencia no es el objetivo principal de la oratoria. Es solo un medio para lograr el objetivo de conectar con otras personas, y ni siquiera el más importante.

leer más

Más artículos sobre el placer de hablar en público

Cómo aprender a hablar en público mientras haces turismo

Recuerda tus últimas vacaciones. O piensa en las próximas. ¿Eres de esas personas a las que les gusta conocer los sitios a su aire, o prefieres que alguien te cuente lo más importante? En uno u otro caso, ¿te has fijado en que los buenos guías turísticos son siempre excelentes comunicadores? Hoy vamos a repasar las tres claves con las que consiguen capturar nuestra atención, para que tú también puedas incorporarlas a tu kit de habilidades profesionales.

¿Es buena idea reciclar tus presentaciones?

Imagina la situación. Dedicas todo el tiempo necesario a preparar tu discurso. Los argumentos son equilibrados. Las historias y los ejemplos encajan como las piezas de un buen puzle. Todos los puntos quedan conectados. Practicas la exposición hasta que fluye con tanta naturalidad como si estuvieras improvisando. Llega el gran momento y ¡el discurso te queda redondo! Un éxito para ti, ¡palmadita en la espalda! Qué lástima que no puedas reutilizar todo ese esfuerzo... ¿O sí puedes?

El peligro de no ver más allá de la elocuencia

¿Puede haber en el mundo algo más espantoso que la elocuencia de un hombre que no habla la verdad? Esta frase tan rotunda se la debemos a Thomas Carlyle, un brillante intelectual británico del siglo XVIII, que nos recuerda algo esencial: la elocuencia no es el objetivo principal de la oratoria. Es solo un medio para lograr el objetivo de conectar con otras personas, y ni siquiera el más importante.

¿Por qué en las series de TV todos son tan elocuentes?

La capacidad de hablar en público con fluidez, elegancia y efectividad, ¿es un don o una habilidad que podemos mejorar? Para mí fue una gran sorpresa descubrir que todavía hay muchas personas que admiran a “los que nacen con el don de la oratoria”, asumiendo por defecto que no se encuentran entre ellos. Veamos por qué no es cierto y cómo desterrar esa creencia limitante.

¿Por qué hablar en público puede impulsar tu liderazgo?

¿Piensas que tus presentaciones públicas no hacen justicia a todo lo que quieres y puedes transmitir? ¿Cómo te sentirías si tuvieras la certeza de que tus discursos generan un verdadero impacto en tu audiencia? ¿De qué forma cambiarían tus perspectivas personales y profesionales?

© 2020-2021 Cristina Carrillo Rivero. Todos los derechos reservados